Análisis de las elecciones Europeas en España.







Algunas notas preliminares.


1º) Las elecciones Europeas no cumplieron los vaticinios de alta abstención. La abstención ha sido inferior por unas décimas a la de las elecciones pasadas y en la línea de las convocatorias pasadas donde se tiende a lee las elecciones y se tiende a votar en clave nacional. Precisamente uno de los defectos de la campaña es no haber explicado para qué servía el Parlamento Europeo y haber realizado en profundidad un debate sobre asuntos Europeos, cuestión que no le interesaba al PP y al PSOE porque tienen mucho que perder debido a su Gran Coalición en Europa.


2º) La campaña en general ha sido bastante mala y centrada en mensajes facilones (PODEMOS e Izquierda Plural-IU), o en temas a nivel nacional o eslóganes pro-europeístas sin contenido (PP y PSOE), o centrado en "el derecho a decidir" y otras cuestiones de calado autonómico (partidos nacionalistas y regionalistas de todo pelaje). Los medios de comunicación no han ayudado a este asunto ya que o han centrado la campaña en asuntos "marginales", como el exabrupto machista de Cañete, o han optado por el "apagón informativo" (por ejemplo con la Izquierda Plural-IU que ha sido bastante sangrante), o han servido de elemento de AGITPROP de un partido en particular (como con VOX, el PP o PODEMOS).
Sin embargo PODEMOS ha tenido un magnífico equipo de campaña, bastante profesional, y una campaña de comunicación política bastante buena (como la de Ciudadants). Los errores garrafales del PP y el PSOE en este tema son inexplicables teniendo en cuenta de que disponen de suficiente dinero como para pagar a profesionales. La campaña de IU ha sido nefasta en cuanto comunicación política, es una asignatura pendiente de gran parte de la izquierda.


3º) Respecto a la cuestión de las candidaturas: Las Primarias apenas han tenido participación, y no se ha traducido en un "apoyo electoral" claro. PODEMOS, Izquierda Abierta e ICV (integradas en la lista de la Izquierda Plural), pasando por Primavera Europea (EQUO, Compromís, etc.), no significa que no haya que hacerlas, pero no son determinantes en el resultado, de hecho pesan otros factores de forma mucho más determinante (como estar en el Gobierno, la labor de oposición, la situación política-económica, etc.).
La candidatura de PODEMOS ha sido fresca y han utilizado a una persona con cierta carisma que había paseado previamente por los medios de comunicación. Los tejemanejes de las listas de IU, y la asunción de Willy Meyer por tercera vez (candidato menos conocido) debilitó a la coalición, donde sus militantes fueron desmoralizados a la campaña electoral. En el caso del PSOE o del PP con sus sendos "dedazos" apenas conseguían movilizar a los suyos, con el agravante en el caso del PSOE se escoger a la guardia de corps del rubalcabismo (Elena Valenciano, Jauregui, Pepe Blanco, etc.) con el sector duro de la derecha del partido. Rubalcaba se la jugó todo a esta carta colocando a los más afines, y su fracaso ha dinamitado su carrera política, ya muy contestada en el partido y abre camino a una posible "renovación" (aunque no ideológica si de caras) o a un posible "gatopardismo".


4º) Respecto a los discursos, el nivel, excepto en Galicia con AGE de la mano de Beiras y Tsipras, ha sido muy bajo. Hemos pasado de "la herencia recibida" y "que bien va a ir la economía" del PP, a "que mala es la austeridad" (aunque la apoyemos, la defendamos donde gobernamos como en Francia) y "que malo es el machismo" del PSOE y "que buenos fuimos cuando construimos el Estado del Bienestar" (en los años 50, años 80 en España), "que europeístas somos", etc. En el caso de PODEMOS pasó de un discurso "contra la casta", "contra la TROIKA", "contra esta Europa", etc., muy en la línea del "grillismo" y con una imagen de ganadores. IU dio una imagen de eterna perdedora, y con un mensaje basado en "PP y PSOE son la misma mierda, vótanos a nosotros".
Es sorprendente como se ha desaprovechado esta oportunidad de oro para poner el foco en Europa y en las SOLUCIONES a Europa, y centrar la campaña en esto. El PP y el PSOE tenían mucho que perder si se hablaba de eso porque en Europa votan en su gran mayoría lo mismo. Tanto el Partido de la Izquierda Europea, como su programa, han sido relegados a un tercer plano, y a Tsipras no se le ha capitalizado al sólo ir a Galicia a un acto, cuesitión inexplicable teniendo en cuenta la importancia de esta convocatoria, lo que demuestra es las escasas ideas de los líderes (comunistas) que controlan el PCE y su visión "nacional" por encima de una visión europeísta, que era lo que demandaba dicha convocatoria. No es sorprendente que el mejor resultado se consiguiese en Grecia, donde Alexis Tsipras, un joven eurocomunista, tiene, junto a su formación, una idea clara de como debe ser Europa, cuestión que IU carece.


Los resultados (voy a realizar un análisis muy por encima respecto a las CCAA, y más centrado a nivel nacional):


1º) Los resultados en % de voto y escaños: PP 16 (26,06%), PSOE 14 (23%), Izquierda Plural 6 (9,99%), Podemos 5 (7,97%), UPYD 4 (6,5%), CEU 3 (5,44%), EPDD 2 (4,02%), C´S 2 (3,16%), LPD 1 (2,07%), Primavera Europea 1 (1,91%).


2º) Los resultados en votos: PP (4.074.363), PSOE (3.596.324), Izquierda Plural (1.562.567), PODEMOS (1.245.948), UPYD (1.015.994), CEU (850.690), EPDD (629.071), C´S (495.114), LPD (324.534), Primavera Europea (299.884).


3º)- Las "ocurrencias" se han quedado fuera del Parlamento Europeo, como era previsible (Movimiento Red, Piratas, Partido X, etc.) y posiblemente desaparezcan o busquen alianzas para tratar de sobrevivir.


- El PP se desfonda (por los motivos que ya sabemos). VOX casi saca un eurodiputado rascando en la base del PP. Tanto UPYD como C´S han logrado captar parte del voto descontento del PP con la gestión en el Gobierno central (y C´S ha logrado rascar parte de los votos del PSC que con el asunto independentista han girado hacia posiciones españolistas).


- La Izquierda Plural ha logrado movilizar a su electorado (le votó más o menos las mismas personas en las elecciones nacionales, lo que es un logro) y han logrado comerle un poco de terreno al PSOE, aunque muy lejos del "sorpasso" que sólo hubiese llegado (probablemente) con un Frente Amplio, que no fue posible por el fracaso de SUMA, la no creencia de esa fórmula por parte de una parte de IU y porque tanto Primavera como Podemos pretendían medir fuerzas en estos comicios para luego negociar con más o menos fuerza. Ahora hay varias lecturas más, PODEMOS ha ganado la batalla en las elecciones europeas allá donde la IP ha presentado debilidades importantes, como es el caso de Madrid, Extremadura y Aragón, y en algunos casos le pisa los talones. El caso extremeño es más sangrante, ya que el golpe recibido por IU, que ha quedado tercera muy cercana a Podemos y UPYD, ha validado la postura pro-pacto con el PSOE y debilitado a Escobar y cia, además ha reforzado al PSOE en la C.A a pesar de Vara.
Andalucía ha visto estancada su % de votos, quedándose lejos del 15% que le auguraban las encuestas, viendo como PODEMOS alcanzaba el 7% y viendo como el PSOE se declaraba vencedor en la C.A, postura que refuerza a los pro-pacto ma non troppo. En el caso Asturiano también es sangrante (tercera actitud diferenciada de IU con respecto a pactar con el PSOE, allá les dieron el gobierno y pasaron a la oposición), donde PODEMOS les ha superado en votos, dejando debilitada a la formación. Aún así IU ha logrado algunos resultados aceptables en CCAA donde no tenía presencia, como en Cantabria, y habrá que ver si eso se consolida.


- El PSOE ha tenido una debacle allá donde se mostraba débil, como en Murcia, Cataluña, Galicia, etc., y ha logrado mantener el liderazgo en Asturias, Extremadura y Andalucía, que han contenido un poco la debacle, por todos esperada. La línea social-liberal está a punto de llevar al partido a sus máximas cotas de irrelevancia, de hecho el resultado a terminado de hundir a Rubalcaba el que presentará su dimisión en un Congreso extraordinario a fines de junio.


- Las candidaturas en Cataluña pro-independencia han sido un éxito, frente a CIU y el resto de partidos federalistas, confirmando, una vez más, el ascenso de los independentistas de "viejo cuño" (ERC) frente a los independentistas de última hora (CIU, donde el desgaste del gobierno también les afecta). El PNV ha ganado las elecciones en el País Vasco, pero los significativo es que BILDU les pisa los talones y ha ganado en Álava, lo que modifca el mapa en Euskadi de forma significativa. El BNG que continua en su deriva nacionalista, y cada día menos de izquierdas, queda debilitada por sus resultados en Galicia, por detrás de PODEMOS y de AGE.


- PODEMOS ha sido el gran ganador de las elecciones. Sus votos se han captado en lo que era IA (dentro de la formación), de descontentos del PSOE, potenciales votantes de IU (posiblemente enfadados con IU o que Podemos le ha convencido más), de una pequeña parte de los abstencionista y potenciales abstencionistas (ya que la subida del % de participación es mínima). La nueva formación ha logrado con un discurso anti-casta y anti-TROIKA, movilizar a un buen número de votos (1,2 millones), y su irrupción va a obligar a una recomposición de las fuerzas de izquierda en España. Lo novedoso es la aparición de un "Tercer espacio" entre IU y el PSOE, que debilita las posiciones "hegemonistas" de IU, y debilita a su ala más conservadora (el aparato madrileño-andaluz). También debilita al PSOE, el cual a través de medios de comunicación afines (la Sexta y Público) dio cancha a Pablo Iglesias, pensando que debilitaría a IU, y lo han pagado caro. También lo novedoso es la rapidez en la que se ha construido el "partido" con círculos "ad hoc" para las elecciones, aunque eso que ha servido como "fortaleza" para las elecciones, es una debilidad para su continuidad como proyecto, y una de las contradicciones que Podemos deberá de resolver. Como he señalado antes en aquellos lugares donde IU era débil han logrado superarla, y en Galicia han logrado votos también de AGE (aunque no muchos). Podemos también ha movilizado a mucho voto del antiguo 15M que han mudado su piel de "anti-líderes" y "anti-partidos" por votar a una opción partidista y con un líder.


- En el caso de Primavera Europea, otro de los grandes ignorados por los medios de comunicación, han obtenido un mal resultado que les debería llevar a reflexionar que por su cuenta no hacen nada, ni suman apenas. De hecho Compromís ha perdido votos que se los ha llevado Podemos, lo que pone en un brete a la coalición. Es muy posible que en una situación de depauperización de la mayor parte de la población un discurso "verde" no tenga el atractivo para la mayoría de los ciudadanos más preocupados por el paro, las desigualdades, las hipotecas, etc, además de que no todos los verdes están en Equo, una parte han participado en otras candidaturas (como en la Izquierda Plural).


Conclusión y perspectivas:


- La primera cuestión a tratar es que los resultados de unas elecciones Europeas no son trasladables a unas elecciones municipales (donde pesan mucho la organización y las caras y donde los programas son importantes), ni autonómicas ni Generales. En estas elecciones era fácil, dentro de lo que cabe, lograr representación ya que la circunscripción es nacional y no se pierden votos, y el % para lograr representación es bastante bajo. En elecciones donde la ley D´Hont marca entre el 3% al 5% la cuestión se dificulta mucho, lo que nos lleva a la conclusión de que si de verdad se quieren cambiar las cosas en las próximas citas electorales la izquierda no puede ir separada. De hecho no hay que olvidar que el fenómeno PODEMOS puede ser "flor de un día", como lo fue la candidatura de Ruiz Mateos (que obtuvo 2 eurodiputados y luego desapareció), dependerá de su capacidad de unirse en diversos territorios con otras fuerzas y la superación de sus contradicciones lo que les dará continuidad.


- La Izquierda Plural, en especial IU, deberá de entender que necesita cambiar formas de actuar en política, y renovar parte de sus cuadros más "aparatchik" que son una rémora para la formación. En estas elecciones una parte importante de los votantes ha considerado que IU forma parte de las fuerzas tradicionales, como parte del problema y menos de la solución, y dependiendo de su reacción serán parte del problema (e irán al basurero de la historia) o se renovarán y serán parte de la solución. Para eso es necesario tener un proyecto de Estado, de país, un discurso coherente y en positivo, y un programa aplicable en el mínuto 1 de llegar al Gobierno. Además es necesario una apertura de la organización a la sociedad, como la formación de un gran Frente Amplio donde estén otras fuerzas de izquierda (en la que la Izquierda Plural ha sido un ensayo, insuficiente, pero un ensayo) siguiendo el modelo AGE o del Front de Gauche francés, conjunto a movimientos sociales, sindicatos y ciudadanos sin adscripción política. También deben (debemos) tomarse (nos) en serio la comunicación política y la conformación del bloque político y social del que tanto se habla, y tan poco se practica, sin tentaciones hegemonistas y sin los desprecios típicos de cierta parte del PCE.
Esperemos sinceramente que la respuesta de la organización no sea replegarse en sí misma, estas elecciones no han sido un éxito por mucho que se hayan logrado triplicar resultados. Es un pobre resultado en un momento en el que el PSOE estaba tan débil y contestado, y más teniendo a un candidato a la Comisión como Tsipras, hay que recordar que en el 97 Anguita logró un 13 y algo por ciento de votos con un PSOE fuerte.


- Podemos deberá de ver si es capaz de "morir de éxito" o de empujar para lograr una amplia convergencia de la izquierda. Sería suicida presentar varias listas para las alcaldías y Comunidades Autónomas. Veremos si son capaces de mantener unida a una organización "líquida" y sin mucha más ligazón que el rechazo a la situación actual, y también veremos si son capaces de concretar dicha rabia e indignación en programas de Gobierno. Lo que es cierto es que se han convertido en una pieza más del mosaico de la izquierda alternativa en España, y los resultados han avalado su apuesta.


- Eso que llaman bipartidismo ha resultado tocado en España de forma importante, aunque no de muerte. El PSOE no tiene muchas más oportunidades, o cambia el rumbo hacia posiciones como mínimo socialdemócratas, o si vuelven a hacer gatopardismo y siguen instalados en el social-liberalismo van a pasar a la irrelevancia política, siendo la cara amable del sistema. En el caso del PP, que ha sufrido un varapalo importante, tratarán de recuperar los votos perdidos en otras opciones mostrando un lado "más duro", y posiblemente lo logren, aunque una parte de esos votos seguirá instaladas en UPYD (afín ideológicamente) y en Ciudadants.


- Lo que es meridianamente claro es que el rechazo contra la austeridad es palpable, y en España, a diferencia de Francia, las opciones de izquierdas (sociológicamente, y aquí entra el PSOE) han ganado las elecciones, demostrando que hay una mayoría de izquierdas en este país, y mucho trabajo por delante.


En resumen, estas elecciones han pasado otra vez a ser una de esas "ocasiones perdidas", y la Historia no da segundas oportunidades.




Pedro González de Molina Soler.


2 comentarios:

María Guerrero Rico dijo...

muy buen análisis, me gusta!!! gracias

A Politeia dijo...

Salud, María.

Publicar un comentario